Comienza el año con buen pie… y mantenlo todo el año

Llega el año nuevo cargado de nuevos propósitos y nuevos objetivos que queremos conseguir. Muchos suelen estar relacionados con el dejar de fumar, cuidar más nuestra alimentación, apuntarse al gimnasio, etc. El problema es que muchas veces estos propósitos caen a los pocos meses y volvemos a los hábitos de antes. Y esto lo único que consigue es que nuestro ánimo decaiga y sentirnos mal con nosotros mismos por no haber cumplido el objetivo que queríamos.

Por eso hoy en La Violeta Online queremos proponerte un reto para este año, y es que seas constante. Que apliques la constancia a todas las metas nuevas que te vayas proponiendo, aunque sean pequeñas. No hace falta proponerse muchas cosas nuevas y hacer un cambio de vida total. Es mejor irse proponiendo objetivos más sencillos e irlos manteniendo a lo largo del tiempo. Y es que no hay recetas mágicas. Sólo la constancia, el esfuerzo y la dedicación es lo que nos puede ayudar a conseguir nuestros objetivos a largo plazo.

constancia

Ahora bien, ¿cuáles son los principales enemigos de la constancia?

Pues existen varios motivos que hacen que no seamos constantes en lo que nos proponemos:

  • La búsqueda de resultados a corto plazo. Si queremos tener buenos resultados tenemos que ser realistas, y es que no todo se consigue de la noche a la mañana. Las cosas requieren su tiempo y también su esfuerzo, sus subidas y sus bajadas, por lo que buscar algo para ya puede ser un error ya que nos llevará a desanimarnos, tirar la toalla y dejar de perseguir nuestro sueño.
  • Olvidarnos que un hábito es para siempre, y no sólo para unos pocos días. Muchas veces tenemos prisa por lograr resultados y esto nos lleva a imponernos fechas límites a las que no podemos llegar o dejar los hábitos que nos habíamos propuesto porque no somos capaces de cumplirlo con el tiempo. Es mejor que te propongas cambios que sean realistas con tu vida y que puedas cumplirlo con el tiempo que hábitos que vas a tener que dejar al poco tiempo por no poder cumplirlo.

Algunas claves para romper viejos hábitos y ser más constantes en lo que nos proponemos

  • Busca una tarea que sea sencilla de realizar y que puedas incorporarla fácilmente a tu rutina. Puede ser por ejemplo subir las escaleras del metro andando en vez de usar las escaleras mecánicas si tu objetivo es incrementar tu actividad física. O incorporar algo más de verdura en tus comidas o cenas. La clave es buscar pequeños objetivos que puedas ir cumpliendo y no te sean difíciles de introducir en tu día a día para poco a poco ir cambiando los grandes hábitos que quieres modificar.
  • Busca un hábito que ya tengas y que te sirva de recordatorio para tu nuevo hábito. Por ejemplo si tu objetivo es escribir un libro pero no encuentras el momento para ponerte a ello, un buen hábito sería justo después de tomarte el café del desayuno escribir 100 palabras de tu libro.
  • La regla de los 21 días. Dice que un hábito se convierte en hábito cuando llevas 21 días haciéndolo de forma consecutiva. Asique ya sabes. si quieres que tu objetivo se convierta en hábito, deberás de repetirlo durante 21 días de forma seguida y te será mucho más fácil no abandonarlo.
  •  Date un capricho de vez en cuando, y felicítate por todo lo conseguido. ¿Y que mejor que unos buenos caramelos de La Violeta para mimarte un poquito? Visita nuestra tienda online y disfrútalos de vez en cuando : )

You may also like